Retiros

Los retiros de meditación zen en grupo ofrecen la oportunidad de un encuentro íntimo consigo mismo, en una atmósfera de silencio, introspección y respeto. Las enseñanzas del maestro cobran mayor relevancia durante los retiros. Asimismo, la armonía del grupo y la simplicidad de la vida cotidiana convierten a los retiros en una excelente medicina para la mente y el corazón. Los practicantes hablan de un antes y un después tras la experiencia de un retiro zen, pues da una nueva y más amplia perspectiva de uno mismo y de la existencia. La Comunidad Budista Zen Luz del Dharma suele organizar retiros en enclaves naturales apropiados para esta práctica.

 
Hay dos modalidades de retiros (sesshin), uno de carácter introductorio y otros de profundización. En los ambos se toca lo esencial. El estado de presencia emerge naturalmente a través del silencio e introspección compartida.

  • En los retiros de introducción se dan explicaciones detalladas sobre la práctica meditativa (comida, trabajo, ceremonias…) La armonía del grupo y la simplicidad de la vida cotidiana convierten a los retiros en una excelente medicina para la mente y el corazón.
  • Los retiros de profundización están especialmente dirigidos para aquellas personas que, después de haber participado en una o varios retiros de introducción, se encuentran preparados para continuar profundizando en la Vía del Zen, viviéndola plenamente en cada momento de la jornada. Los periodos de zazen son más largos y frecuentes, la atmósfera es de mayor recogimiento y quietud. Las enseñanzas del maestro adquieren especial relevancia en este nivel.
Compartir: